Buscar en el blog

30 dic. 2018

Un poquito de esto raro que me pasa

Con un poquito de pesar
vengo aquí a comentar,
pues —¿por qué razón
no hacerlo, verdad?—
lo que me está pasando.

Está —y he de decirlo
siempre en presente—.
Está pasando.

Está pasando, que te estás
alejando, de mí
—¿Te estás alejando?
¿Es eso?—.

"¿Qué siento?"
unas ganas tremendas
de verte y darte un abrazo,
y compartir un café
—o un mate, o una chela
o lo que sea, cualquier
momento contigo—, y
pues, tengo miedo.

"¿Miedo a qué?"
te preguntarás. Miedo a
esto raro que siento.
—Es raro tener ganas
de ver a alguien, ¿no?—
Rarísimo.

Miedo a esta incertidumbre,
de sentir que molesto,
de sentir que incomodo,
de sentir que sobro...
que mis ganas de verte son
"a no lugar" —que mis
ganas de reír contigo, no
tienen sentido—, siento..
lo siento. Creo.

Quiero verte... pero no
quiero molestarte, ni
nada de eso que pueda
parecerse. Quiero pasar
lindo, contigo o sin ti
—pero mejor contigo—.

Esto es un poco lo que
está pasando. Está
—y he de decirlo
siempre en presente—.
Está pasando. Es
un poco lo que siento,
y de verdad: lo siento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario